​Hoy se celebra el día de Pentecostés para los cristianos.

|



El Pentecostés consiste en una fiesta religiosa cristiana y judía que conmemora la pascua, su duración de cincuenta días después del éxodo, por la esperanza cifrada en la ley de Moisés cuando se hace pública al venir del Monte Sinaí. En su evolución después del nacimiento de Jesús, en el contexto actual, con la resurrección de Jesús, deja el espíritu santo sobre los apóstoles, con esta emancipación se autoriza la creación de la iglesia cristiana. Esta palabra viene del latín y el griego su acepción es quincuagésimo y debe escribirse siempre con mayúscula por su carácter sagrado.



Los judíos rememoran ese encuentro de Moisés en el Sinaí a los cincuenta días de haber salido el pueblo hebreo del cautiverio en Egipto, según el Éxodo en el viejo testamento, O más bien esta fiesta después de siete semanas de la pascua, era realizada según la ley de Moisés para dar gracias al grandísimo Dios por la producción agrícola.



Para los cristianos el Pentecostés reconoce la llegada del Espíritu Santo trayendo en su centro la edificación de la iglesia cristiana en toda la tierra. Hecho que ocurre durante una reunión de los seguidores de Jesús en Jerusalén, para la difusión de la fe cristiana en todo el mundo. En esta fiesta se celebra la consagración, patente en el umbral de la epifanía. Esta actividad es muy importante después de la Pascua en el año y se realiza de Mayo a Junio. Hechos de los apostáteles



En el contexto actual el Pentecostés es la máxima solemnidad, la iglesia quiere resaltar la conclusión de la Pascua que es la fiesta más importante, la conmemoración del Pentecostés es el segundo domingo más significativo del año litúrgico. Durante estas fiestas los cristianos disfrutan de la relación entre la entrada del espíritu santo y la asunción de Jesús al lado del padre.



Se puede asumir que estamos en el tiempo del Espíritu Santo, hay que vivir esta época celebrando esta gran fiesta, con ella se conmemora también el nacimiento de la iglesia, no he de olvidarse y renacer en el interior del cristiano debe constituir una renovación interior, que llene de plenitud la vida, como declarantes de lo que corresponde vivir.


En consecuencia estas fiestas terminan con una vigilia, que se traduce en una trasnochada, un ayuno, una velada, de reflexión realizada por un grupo mientras la población duerme. Durante esta actividad se comparten experiencia de la presencia del Espíritu Santo en ellos.



El Pentecostés puede ser acogido por la juventud debido a ese ambiente de oración y expresión del Espíritu Santo, en la que se manifiestan los dones y los frutos de la presencia del Espíritu Santo, momento de la vida de alegría y felicidad para el ser humano espiritual.


El importante para el cristiano invocar al Espiritu Santo para que les llene de su fuego, fuerza y su luz les haga testigo de Jesucristo el señor de señores.


La autora es docente de la UASD, San Juan.













.


Para recibir nuestras noticias o hacer denuncias,escribanos al correo diarioelmatero@gmail.com o al Whatsapp 809 527 5793

Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.